La UE se queda sin intérpretes francófonos

Las instituciones de la Unión Europea han lanzado una campaña dirigida a los jóvenes francófonos para animarles a estudiar interpretación de conferencias ya que la Comisión Europea teme que se produzca una falta de intérpretes de francés en los próximos 5 ó 10 años.

De hecho el miércoles pasado empezaron a emitir un vídeo que explica la labor de los intérpretes de conferencias, dirigido principalmente a los jóvenes de Francia, Bélgica y Luxemburgo y preparado por el servicio de interpretación de la Unión Europea, junto con el Parlamento Europeo y el Tribunal de Justicia Europeo.

Teniendo en cuenta la futura inauguración del nuevo edificio del Consejo en 2013 y la inminente construcción de un gran centro de convenciones para la Comisión en Bruselas, se prevé la contratación de 200 intérpretes de conferencias de francés en los próximos 10 años. Si no se consigue formar a un buen número de intérpretes cualificados, la Comisión piensa que en los próximos 10 años las instituciones de la UE perderán prácticamente a la mitad de sus intérpretes francófonos por jubilaciones. De hecho, apuntan que los delegados francófonos corren el riesgo de no poder participar en los procesos de toma de decisiones en igualdad de condiciones. La falta de intérpretes cualificados parece que será también notable en otros idiomas como inglés, alemán, italiano y holandés.

En la actualidad, las instituciones de la UE emplean los servicios de 335 intérpretes de francés, y 132 de éstos trabajan de forma regular para la DG de interpretación (sólo 59 son permanentes). La Comisión calcula que tendrá que contratar a 2 ó 3 intérpretes permanentes por año entre 2009 y 2020 para poder cubrir sus necesidades, ya que hay que tener en cuenta que el 75% de todas las reuniones de la UE se interpreta al francés, incluidas casi todas las que se celebran en el Consejo, el Parlamento y el Tribunal de Justicia.

La mayoría de los lingüistas francófonos se nombraron en los años setenta y ochenta y son éstos los que se están acercando ya a la edad de jubilación; el problema es que no se han ido sustituyendo al mismo ritmo en este ínterin. Por otro lado, los requisitos de las Instituciones europeas son tan estrictos que tan sélo el 30% de los aspirantes accede a esos puestos, lo cual no hace sino exacerbar este problema.

De hecho, la UE alienta a sus intérpretes a aprender nuevos idiomas para que sus instituciones puedan cubrir el gran número de combinaciones que se necesita para proveer una interpretación eficaz durante las reuniones y conferencias. Es más, las 23 lenguas oficiales constituyen 506 combinaciones de traducción e interpretación, una cifra que aumentaría significativamente si países como Croacia, Islandia, Serbia y Turquía se incorporan al bloque. Además, la Comisión teme que otras instituciones internacionales, como la sede de Naciones Unidas en Nueva York, busque a sus intérpretes en Europa.

La campaña francesa surge tras una iniciativa similar lanzada en febrero para reclutar intérpretes de inglés. A finales de este año está previsto lanzar otra campaña dirigida a los intérpretes de alemán, y en 2010 para suecos, italianos y holandeses.

Vía: Euroactiv

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.